Minimiza fiscal desapariciones de adolescentes en Aguascalientes

Por Redacción

El Fiscal General del Estado de Aguascalientes, Jesús Ortega Figueroa minimizó el incremento de las desapariciones de las y los adolescentes en lo que va del año culpando a las familias por la violencia (física, emocional y económica) que viven a partir del confinamiento.

“Estamos a la espera de que las cosas al interior de los hogares mejoren, que no haya tantos roces entre padres y adolescentes para que las jovencitas no tomen la decisión de estarse escapando sin avisar a sus familias”, argumentó Figueroa Ortega en entrevista.

De acuerdo a información entregada vía transparencia por la Fiscalía, hasta el 26 de marzo del 2021 tenían registradas 149 personas desaparecidas -74 mujeres y 75 hombres- de los cuales sólo cinco hombres no han sido localizados. Por su parte el Fiscal dijo que a la fecha se tienen de 15 a 20 personas no localizadas, de las cuales alrededor de 10 son adolescentes.

El Fiscal argumentó que las y los adolescentes aún no localizados salieron del estado por su propia voluntad, pues hay testimonios recabados en el proceso de investigación que dicen haberlos visto cerca de la central camionera o pidiendo “aventón”.  

En el caso de quienes sí han sido localizadas, justificó el fiscal, es porque se fueron con el novio o con amigas y amigos debido a una confrontación con su madre o padre. Pero en Aguascalientes, de acuerdo a las cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública de 2020 a lo que va de 2021, los delitos de violencia familiar aumentaron un 19.2%. El estado ocupa el tercer lugar en llamadas de emergencia por incidentes de violencia de pareja y el quinto lugar en llamadas por incidentes de violencia familiar. Y ninguna autoridad hace algo al respecto. 

En entrevista con Javier Espinosa Granados, padre de Francisco Javier Espinosa, desaparecido hace 14 años en el antro Maverick, comentó que las declaraciones del Fiscal minimizan las situaciones de riesgo en las que las y los adolescentes están involucrados al momento de desaparecer.

“El fiscal es un juez penal conoce de leyes y cuando se estigmatiza a las y los adolescentes se les quita el derecho a ser buscados con los ejes rectores que marca el protocolo homologado de búsqueda, decir se fue con el novio, es como decir ella se lo buscó”, explicó Espinosa Granados.


Por su parte, Gloria Soto, abogada e integrante del equipo jurídico del Observatorio de Violencia Social y de Género de Aguascalientes (OVSGA), argumentó que la autoridad está obligada a buscarles con prontitud para cerciorarse que no corren riesgos, situación que no ha sido así porque la Fiscalía no emite las alertas de búsqueda -como Alerta Ámber- a  tiempo.

“Ha habido casos en los que no se han activado las alertas y eso va en contra del derecho a ser buscado, las alertas son importantes en razón de que pueden inhibir que se cometa algún delito en contra de niñas, niños y adolescentes que se encuentran ausentes”, especificó Soto.

Otra de las justificaciones del funcionario estatal es la carencia de personal.  

“La fiscalía tiene un grupo de agentes investigadores, desafortunadamente dos parejas de dos elementos se enfocan a localizar en hospitales en otros puntos y ya están otras personas desaparecidas encima, tenemos que duplicar el trabajo”, declaró Figueroa Ortega.

Para el Observatorio, si la fiscalía no tiene personal, tendrían que buscar las formas de contratarlo.

“Si su grupo de búsqueda es de cuatro personas y se necesita el doble o el triple, que lo haga, primero porque es su obligación tener personal suficiente. Es absurdo que diga que no tiene personal suficiente, esa no es una solución al problema”, puntualizó la asesora jurídica.

Espinosa Granados destacó que Figueroa Ortega justifica la carencia de personal sin hacer una propuesta concreta de incrementarlo para brindar mejor atención y articularse con otras instancias no sólo para los procesos de búsqueda e investigación sino para realizar acciones preventivas.

Durante la entrevista, el fiscal aseguró que en lo que va del 2021 no se ha encontrado a ningún adolescente (hombre o mujer) sin vida, Gloria Soto  negó que esto fuera cierto, pues Oscar Iván Saucedo de 17 años de edad, desaparecido el 15 de marzo de este año, fue localizado muerto en la comunidad San Antonio de Pedroza el 9 de mayo, dos meses después de haber desaparecido. La Fiscalía General del Estado publicó la Alerta Amber  casi un mes después de la desaparición de Óscar.

El 26 abril pasado desapareció Wendy Anaí Flores Moreno de 15 años de edad, su familia lo hizo público en redes, por ser adolescente la Fiscalía estaba obligada a emitir una Alerta Amber inmediata. Tres días después, familiares hicieron la denuncia y hasta el 2 de mayo, la Fiscalía emitió una orden de cateo al domicilio de la pareja de la adolescente, donde personal de la policía ministerial, estatal y un grupo del binomio K-9 la encontraron muerta en el patio de la casa. El agresor tuvo una semana completa para quitarle la vida a su víctima.

Con una sola persona que haya aparecido muerta sin que se haya emitido la alerta en tiempo, hay una responsabilidad por omisión de parte de la autoridad y el fiscal tendría que rendir cuentas por esta situación”, puntualizó Espinosa Granados.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s